25.8 C
Puebla
martes, mayo 28, 2024

Ejecutivos de Volkswagen defienden a un agresor armado (Historia de una noche loca)

Más leídas

Un ejecutivo de la empresa Volkswagen de México amenazó con un rifle de caza a dos jóvenes vecinas suyas por el hecho de conversar, la noche del 11 de marzo, afuera de su domicilio en compañía de un amigo suyo.

Él y su mujer salieron furiosos de su casa, que colinda con la de las chicas, con la escopeta en la mano.

El ejecutivo es de origen alemán y desde que ocurrieron los hechos —el 11 de marzo de este año— ha sido protegido por los abogados de la empresa.

La residencia en la que habita en un fraccionamiento de gran nivel, hay que decirlo, la paga la armadora alemana.

“¡Ey, ya métanse a su casa y cállense!”, les gritó la primera vez mientras caminaba amenazante frente a las jóvenes y su amigo.

Al tiempo que el muchacho se disponía a irse a bordo de su vehículo, Kay Griessel —como se llama el ejecutivo de la Volkswagen— volvió a salir de su casa, pero ahora con el rifle de caza.

Un nuevo grito salió de su boca mientras los apuntaba con el arma:

“¡Ya métanse a su casa y cállense, si no los voy a matar!”.

El joven enfrentó al agresor con palabras que convocaban a la calma en aras de que las dos chicas se metieran a su casa.

En ese momento, la esposa de Griessel salió en ropa interior gritando desaforadamente: “¡Métanse de una vez! ¡En serio va a disparar!”.

Envalentonado, Kay Griessel disparó al aire provocando que varios vecinos salieran.

“¡Pinches mexicanos —gritó—, todos son iguales! ¡Sólo contaminan dejando sus vehículos encendidos!”, volvió a gritar.

(Hay que decir que su esposa —María Elena Saavedra— es mexicana).

Hay por supuesto una denuncia por amenazas en la Unidad de Investigación Centro de la Fiscalía General del Estado de Puebla.

A partir de esa noche cuajada de violencia y racismo, el ejecutivo fue arropado por la armadora alemana y ahora, muy pacífico, ha planteado una reunión de conciliación.

¿Qué haría el hipócrita lector ante un vecino tan bipolar?

Es una pena que el espíritu del Tercer Reich se ande paseando por Puebla amparado por la Volkswagen de México.

Notas relacionadas

Últimas noticias

spot_img
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com