13.9 C
Puebla
domingo, enero 29, 2023
spot_img

Los Mier, mezquindad y frustración

Más leídas

Moisés Ignacio Mier Velazco está agazapado, temeroso y lleno de rabia, aunque quiera hacer creer lo contrario.

Su torpeza contumaz en la operación de temas sensibles para Palacio Nacional, sumado a su ausencia de músculo político lo han llevado a dar golpes sin ningún tipo de efecto y, menos, a mejorar su condición como aspirante a la gubernatura.

La marcha del pasado domingo en defensa del presidente Andrés Manuel López Obrador y la Cuarta Transformación fue una flecha mortífera que lo hizo desangrarse más. Sabedor de que no tiene peso ni fuerza en Puebla, apuesta por un acuerdo cupular.

Por eso anda prendido del secretario de Gobernación federal, Adán Augusto López Hernández, a quien le ha puesto toda una cerería a fin de que lo incluya en sus negociaciones políticas con miras a 2024 y lo cuele como candidato a la gubernatura.

Mier no ha entendido que pretende utilizar a un hombre de oficio político que responde a los intereses del presidente de la República, pues ahí está centrado su poder. Creer que por ser aliados el funcionario federal se la jugará por él, es un despropósito.

Al final de cuentas, lo que Mier Velazco no ha entendido es que sus propias torpezas o presuntas actividades ilícitas son las que lo han llevado a estar en la mira de las autoridades judiciales.

¿Cómo puede ser candidato de Morena a la gubernatura un sujeto con vínculos con extorsionadores, defraudadores, huachicoleros o factureros? ¿Acaso cree que en el partido está locos para jugársela con un tipo que, a parte de su turbio historial, ni siquiera tiene competitividad electoral?

Tartufo en plena acción.

Pero últimamente se ha comprobado que para conocer el estado de ánimo de Ignacio Mier solo basta ver el comportamiento de sus vástagos: el indolente edil de Tecamachalco, Carlos Ignacio Mier Bañuelos, y la inexperta diputada local plurinominal Daniel Mier Bañuelos (el orgullo de su nepotismo).

Su comportamiento se convirtió en un elemento clave que aterriza en tierras poblanas, mientras el papá juega a ser el valet parking del Olimpo de la 4T.

La marcha del pasado domingo no solo generó urticaria a la familia Mier Bañuelos, sino que exacerbó su odio a Miguel Barbosa Huerta y el riesgo de que se les formen piedras en la vesícula biliar por tanta bilis negra que vomitaron.

¿No me cree? Lea usted mismo el sentimiento de Daniela Mier.

“Por favor, no se engañen, la marcha original fue el 27 de Noviembre, en donde mostramos el gran apoyo a nuestro Presidente Andrés Manuel López Obrador en México, la gente acudió por voluntad propia y sin ninguna amenaza ni aprovechamiento. Ayer se vivió una marcha igual a la de los consejeros, sometidos los presidentes y exigiéndoles más de 5 autobuses y pues los tienen sometidos con apoyos de infraestructura, que la verdad poco veo, y muchos apoyos federales y lo que me da más tristeza no es eso, es que lucren con la gente inocente y que si necesita, con sus listados de becas, de apoyos de Bienestar, calentadores solares, y hasta dinero. La gente no es un objeto, que se tiene que levantar por obligación en Domingo, dejando su día de descanso por cumplir una cuota. Que triste que ocupen el poder, así, en mi perspectiva, es solo engañarse por un solo objetivo, ser soberbio y mostrar algo que todos sabemos que no es así. la 4T significa revolución de conciencias, luchar con la desigualdad, no lucrar con la desigualdad”.

(La forma en que la legisladora destroza y atenta contra el lenguaje hace que duelan los ojos).

Inexperta como es, Daniela Mier confunde la gimnasia con la magnesia. Decir que la marcha original a favor de la 4T y AMLO fue la del pasado 27 de noviembre es ignorar por completo la génesis de la misma. Y le guste o no, la pólvora se prendió en Puebla. Después del anuncio realizado por el gobernador Barbosa, la movilización se tornó nacional por iniciativa presidencial. Hoy nadie se acuerda de la marcha en defensa del INE.

¿El papá de la diputada ha hecho algo similar en apoyo del presidente? No, no y no.

Por el contrario, todos sabemos que fue el responsable de provocar que López Obrador fuera el primer presidente que no pudo realizar una reforma constitucional en la historia reciente. ¿La causa? La torpe operación de Nacho Mier, quien pensó que untando la mano de un sector priista con la presidencia de la Junta de Coordinación Política tenía asegurado los votos suficientes.

Nacho Mier no tiene experiencia en la política nacional, por eso no pudo advertir que su falaz intento de cooptación resultaría contraproducente si no amarraba todos los hilos. Quiso controlar al PRI haciendo a un lado al dirigente nacional, Alejandro Moreno Cárdenas. Craso error.

El resultado, no obstante, fue devastador: No solo perdió la reforma constitucional, sino que alentó a los partidos de oposición a crear un frente contra López Obrador.

La oposición en la Cámara de Diputados llevó al PRI, PAN y PRD a tener nuevos bríos, así como reforzar la vigencia de la necesaria coalición electoral para 2023 y 2024. También derivó en la percepción de que unidos podían frenar cualquier reforma presentada por el presidente de la República.

Así pues, la torpeza de Moisés Ignacio Mier Velazco es la génesis de que la oposición se aglutinara para impulsar la marcha en defensa del INE. Sí, como lo lee, el coordinador de Morena en San Lázaro fue el responsable de provocar el efecto cascada que llevó a la oposición a engallarse, plantar cara al presidente de la República y salir a las calles.

La capacidad de convocatoria de la marcha de supuesta defensa del INE provocó una sorpresa en la 4T, la cual fue contrarrestada por Miguel Barbosa un día después al anunciar una marcha que de verdad demostrara dónde se encontraba la fuerza popular.

Pero, insisto, la fuerza mostrada por la oposición no hubiera sido posible si es que el legislador poblano no hubiera cometido la torpeza de creer que podía controlar al PRI con un movimiento de su bigotito estilo Manolín.

¿La hija de Ignacio Mier sabrá las graves consecuencias que su papá trajo a la 4T y al presidente? Por lo visto no.

Y mientras la legisladora sigue haciendo bilis y comunicando el verdadero sentimiento que embarga a su padre, las investigaciones judiciales contra la familia siguen su curso.

O qué: ¿ya se les olvidó que la pareja de su aliada política era el presunto surtidor de armamento para Antonio Martínez Fuentes, alias El Toñín? ¿O que el junior sigue evadiendo el llamado del Ministerio Pública para comparecer por la ejecución de cuatro policías ministeriales a manos de su secretario de Seguridad Pública municipal? ¿O ya se les olvidó que el presunto extorsionador Arturo Rueda embarró al diputado en cuanto negocio sucio manejaba a través de Diario Cambio?

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img