13.9 C
Puebla
sábado, diciembre 3, 2022
spot_img

La crisis de Periódico Central

Más leídas

Un terremoto de 9 grados Ritcher azotó a Periódico Central, medio de comunicación digital poblano, tras la salida de Viridiana Lozano Ortiz como directora editorial y una de las fundadoras junto con Selene Ríos Andraca (QEPD) y Yonadab Cabrera. El Consejo Editorial del medio informó que la salida fue “por así convenir a los intereses” de la periodista, pero la realidad iría por otra parte. Para nadie era un secreto que, tras el fallecimiento de Selene, su familia tomó el control del medio, principalmente Arquímides Ríos Andraca, quien además era uno de los hombres más cercanos de Arturo Rueda Sánchez de la Vega, actualmente preso en el penal de Tepexi por los delitos de extorsión y uso de recursos de procedencia ilícita. La captura del director de Diario Cambio -que fue pareja sentimental de Selene- también trajo un cisma en Periódico Central debido a la cercanía entre ambos personajes. Fuentes allegadas al medio nos dicen que Arquímides habría pedido que en el medio se hiciera una defensa de Rueda, pero no encontró eco y eso deterioró la relación con Viridiana hasta desembocar en su salida de la dirección. Entre Arquímides y Rueda existe algo más que una buena relación, ambos eran un dúo que lograba la materialización de contratos de obra pública que era realizada por la empresa constructora del primero. ¿Las autoridades tendrán en la mira al constructor? Es una pregunta que tiene a varios sin dormir desde el 15 de mayo pasado. Por cierto, la dirección del medio ahora correrá a cargo de la esposa del empresario, una mujer de nombre Dania.  

 

Atentado contra la prensa 

En el Congreso del estado se cocina una iniciativa que pretende dar “protección” a los periodistas, pero en su andamiaje, la diputada Xel Adriana Hernández pareciera que busca la regulación y condicionamiento del oficio. Por ejemplo, su documento propone la creación de un Consejo Consultivo de Periodistas, en el que los reporteros estén regulados por el Ayuntamiento de Puebla. Que se integre un padrón de registro de todos las personas que desempeñan actividades ligadas a los medios de comunicación. Quienes no estén inscritos simplemente no existirán ni serán reconocidos como periodistas. Para colmo de la ignorancia supina, propone regular la distribución de los convenios de publicidad oficiales, los cuales se entregarían por licitación. Esto viene acompañado por un Código de Ética, elaborado desde el Congreso del Estado, para que aplique a todos los medios y periodistas y se obligue a todas las empresas de medios a cumplirlo.  La muy joven y muy inexperta diputada local de Morena -que no tiene ninguna relación, experiencia ni vínculo con el trabajo periodístico- ha justificado su iniciativa de una forma muy burda. Dice, a manera de queja, que si ella se quisiera comprar una camioneta de lujo no puede hacerlo por la crítica que recibiría de los medios de comunicación, razón suficiente para justificar una regulación de la actividad. (No se ría, así anda vendiendo su “aportación”). Lo que la diputada mejor debería reflexionar es que siendo diputada y representante de la 4T, la adquisición de un vehículo de lujo enojaría más al presidente Andrés Manuel y a las huestes de la austeridad republicana, al pueblo bueno, y no los periodistas. En fin, con esos improvisados se tiene que lidiar.  

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img