19.8 C
Puebla
jueves, junio 30, 2022
spot_img

Escándalos de “Alito” embarran a un poblano

Más leídas

No cabe duda que al presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Alito Moreno, le llueve sobre mojado. Y es que, luego de que se difundieran llamadas telefónicas donde se le escucha decir que “a los periodistas no hay que matarlos a balazos, hay que
matarlos de hambre” y uno más que lo involucraría en un probable financiamiento indebido para campañas políticas, ahora un nuevo audio escándalo ha sido difundido en las redes sociales. Se trata de la grabación de una llamada telefónica difundida por la gobernadora de Campeche, Layda Sansores, en la que básicamente el líder priista quedaría al descubierto por presuntamente influir en el abasto de medicinas y distribución de despensas a gobiernos priistas que ganen en las próximas elecciones. En la conversación que sostiene con una persona que aún es una incógnita, hace referencia en varias
ocasiones a un sujeto de nombre Javier y apellido Casique, lo que implicaría que hasta el diputado federal poblano ya salió embarrado en esta treta.

 

DECEPCIÓN POST MORTEM

¿Qué pensaría la gobernadora Martha Erika Alonso (QEPD) si se hubiera enterado que su consentido, Michel Chaín Carrillo, al que rescató de la desgracia política tras haber sido defenestrado por Tony Gali, fue denunciado públicamente por violentar a dos de sus exparejas sentimentales? La respuesta está en el aire, pero lo que es un hecho es que el hoy exsecretario de Desarrollo Urbano municipal,aunque pudo salir avante del hoyo político en el que estaba sumergido, pero no lo hizo y ahora no podrá hacerlo. Varias son las desgracias del político poblano: ser corrido de la administración estatal como secretario de Desarrollo Económico, perder la gubernatura y tener que conformarse con un cargo de medio pelo como titular de Medio Ambiente con la mandataria fallecida y al final, cuando resurgió de las cenizas el ser parte del gabinete de Lalo Rivera, ser despedido por escándalos de violencia.

 

POLÍTICAS (Y POLÍTICOS) AL VAPOR

El que no entiende que no entiende es el Gerente del Ayuntamiento de Puebla, Adán Domínguez. La cosa está así: a pesar de ganar un sueldo de 90 mil pesos, su trabajo para diagnosticar y ejecutar el programa parquímetros ha dejado mucho que desear pues los comerciantes y vecinos del Centro Histórico han denunciado incansablemente, en menos de dos semanas, que este proyecto no tiene el más mínimo sentido, al permitir que sólo puedan estacionarse por cuatro horas al día pese a vivir en el primer cuadro de la ciudad. ¿Qué hizo el empleado de Eduardo Rivera ante estas quejas? Acusar que se trata de un golpeteo político por parte de regidores de Morena. No cabe duda que cuando una
política pública es lanzada al vapor meramente con fines recaudatorios, las consecuencias son fatales.

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img