26.3 C
Puebla
viernes, agosto 12, 2022
spot_img

Delincuentes electorales al grito de guerra (El regreso de Abdala)

Más leídas

Rodrigo Abdala y su gente están moviendo la Secretaría del Bienestar en aras de hacer ganar a sus cuadros el siguiente domingo, cuando Morena realizará mediante asambleas distritales la elección de sus delegados —en el caso poblano— con miras a la renovación del Comité Estatal y las elecciones de 2024.

Todo el aparato está en marcha para ese fin, y para los fines que ordene —faltaba más— Nacho Mier.

Desde la jefatura de la Unidad de Planeación y Evaluación de Programas para el Desarrollo —de la Secretaría de Bienestar de México—, Abdala no descansa para ese doble fin.

Un buen ejemplo de lo que están haciendo en el estado es el distrito de Huauchinango, donde es muy evidente la operación del grupo de Abdala y la utilización de los programas federales para colocar consejeros.

Uriel Figueroa Blázquez, mano derecha de Abdala durante la operación de los retiros bancarios del Fideicomiso para el Sismo y titular de las Becas Benito Juárez en el estado, es el gran responsable de la cruzada.

Vea el hipócrita lector:

Hermilo Gómez Castillo era priista en 2019, cuando Uriel lo reclutó y lo llevó a la 4T.

Fue entonces que lo hizo delegado de Becas en la región.

Es en esos años cuando aparece en la trama Gissel Santander Soto, originaria de Puebla y pareja de Uriel, quien contó con el apoyo soterrado de Abdala para convertirse en subsecretaria de Bienestar estatal durante el interinato.

La cruzada abdalista es hacer ganar a Gisell y a Hermilo este domingo.

Y para ello, los operadores están usando abiertamente los padrones de los programas federales de Bienestar para manejar a su antojo la asamblea del Consejo.

Obviamente juegan con más cartas, pero la dupla principal en el distrito de Huauchinango es la aquí señalada.

De hecho, el personal de Becas, así como los Servidores de la Nación, ya fueron advertidos de que tienen que apoyar y operar para ellos.

Hermilo Gómez Castillo, que, por cierto, dejó a su prima Yadira Contla Castillo al frente de las Becas Benito Juárez en la región, ya hasta amenazó con despidos al personal si no los apoyan.

Hermilo es tan gris como Abdala, pero opera por instrucciones de Uriel.

Olvidaba decir que Yadira Contla también va de consejera, aunque su condición de funcionaria no se lo permitiría.

He aquí otros operadores de Abdala-Uriel-Hermilo en la lista de candidatos a consejeros:

Alfredo Ramos Meneses.

(Expriista. Exfuncionario del INE en 2018. Servidor de la Nación. Coordinador de la campaña de Tony Natale por el Verde en 2021. Neomorenista “muy pragmático”. Tuvo señalamientos por malos manejos de dinero por los padres de familia del programa La Escuela es Digna. Lo dieron de baja temporal, pero Uriel lo reactivó ahora en Morena).

Gustavo Hidalgo Reyes.

(De Pahuatlán. Coptado por Uriel. Del movimiento contra el gasoducto Tuxpan-Tula. Trabajador de las Becas Benito Juárez).

Lee Oscar Salas Vázquez.

(Viene del PRI. Trabajó en Sedesol. Amigo de Hermilo desde hace años. Lo metió Gissel Santander, su amiga. Ella toma muchas decisiones en la Delegación Puebla a través de su pareja).

Sobra decir que hay muchos morenistas de base de inconformes con las actitudes de estos “arribistas”.

Así les dicen.

Y es que los han marginado para darle preferencia a este clan que hoy ya opera para el diputado Ignacio Mier.

Por cierto: todo lo que están haciendo encuadra perfectamente como delitos electorales.

Y ya sabemos que, gracias al presidente López Obrador, no alcanzan fianza.

Es cárcel absoluta y redonda.

O cuadrada.

Como sea.

Y hay grabaciones que los incriminan.

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img