26.2 C
Puebla
domingo, febrero 25, 2024

Violencia en mercados marca la administración de Lalo Rivera

Más leídas

Un reciente estudio sacó a la luz cifras importantes que arrojan luz sobre la proliferación de ejecuciones en Puebla capital durante el mandato de Eduardo Rivera Pérez. El informe, basado en datos recopilados entre 2005 y 2023, destapó la cruda realidad sobre las ejecuciones y delincuencia organizada que prolifera en mercados de la capital poblana.

De acuerdo con el estudio del doctor en Administración Pública, Mauricio Saldaña, en los últimos 18 años se han registrado un total de 599 ejecuciones en Puebla capital.

De este recuento, publicado en el portal de noticias e-consulta, lo que resalta es que 57.24 por ciento de todas las ejecuciones en juntas auxiliares en dicho periodo tuvieron lugar en tan solo dos años: 2022 y 2023, es decir, en los años que gobernó la ciudad Eduardo Rivera Pérez, hoy precandidato a la gubernatura por la coalición Mejor Rumbo para Puebla. 

En este periodo crítico, tres territorios específicos, La Resurrección, Santa María Xonacatepec y San Francisco Totimehuacan, fueron testigos de 39 ejecuciones, con un patrón de violencia concentrada. 

La recopilación también arroja que 145 de las ejecuciones ocurrieron en juntas auxiliares y poblaciones aledañas, representando 24.21 por ciento del total de homicidios dolosos vinculados a la delincuencia organizada. 

Dos demarcaciones, La Resurrección y San Jerónimo Caleras, emergen como los epicentros más afectados en estos 18 años, acumulando 47 ejecuciones, lo que representa 32.41 por ciento del total histórico en todas las juntas auxiliares. 

En 2022, La Resurrección alcanzó el primer lugar en esta trágica estadística, mientras Santa María Xonacatepec y San Francisco Totimehuacan desplazan a San Jerónimo Caleras sin mayor resistencia. 

Según el especialista en inteligencia y contrainteligencia, con más de 30 libros publicados, durante el año pasado, los mercados públicos de Puebla capital fueron testigos de un preocupante aumento en las ejecuciones, con un total de 14 casos. 

Para entender la magnitud de este fenómeno, es esencial contextualizar con datos anteriores: en 2022, se registraron 6 ejecuciones, mientras que de 2005 a 2021, el número fue de 15. 

En términos porcentuales, 40 por ciento de las 35 ejecuciones ocurridas entre 2005 y 2023 tuvieron lugar en el último año. Al sumar las cifras de 2022 —que representan 17.14 por ciento del total—, se revela que 57 por ciento de todas las ejecuciones en mercados públicos en los últimos 18 años se concentra entre 2022 y 2023. 

La cifra coincide con un reportaje realizado por Hipócrita Lector el año pasado, el cual destaca que estos espacios, aunque que fueron creados para impulsar la economía local, al menos 13 de los 31 existentes en la capital poblana han experimentado desde homicidios, narcotráfico, extorsiones y, en muchos casos, las organizaciones comerciales que los gestionan buscan el control del lugar para monopolizar los recursos. 

Mauricio Saldaña expone en su trabajo que en estas ejecuciones en centros de abasto destaca el Mercado Morelos, siendo escenario de 45.71 por ciento de todas las muertes violentas en este tipo de lugares durante los últimos 18 años en Puebla capital. 

La escalada de violencia se acentuó el año pasado. En agosto, por ejemplo, alcanzó su punto álgido cuando aproximadamente 30 hombres, portando armas de fuego y cuchillos, sembraron el terror entre los comerciantes para exigir el pago de extorsiones. 

En esta ocasión, los comerciantes fueron testigos de la brutalidad de individuos dispuestos a recurrir al asesinato si no se cumplían sus exigencias, todo a plena luz del día. 

La intervención de la policía municipal, alertada por testigos aterrados, desencadenó un enfrentamiento en el que los delincuentes dispararon con la intención de herir a los agentes. El resultado de este incidente fue la detención de nueve personas, incluyendo a un individuo identificado como el jefe de la célula delictiva conocida como La Mafia de Analco. Durante la aprehensión, se decomisaron diversas armas de fuego y municiones a los detenidos. 

También revela que otros puntos donde se han registrado el mayor número de ejecuciones son la Central de Abasto, con cinco casos en los últimos 18 años, seguido de La Cuchilla y el mercado Unión, con tres casos en cada uno de estos sitios, aunque en la lista lo mismo se encuentran el mercado Acocota, Independencia y Santa Anita. 

Más artículos

Últimas noticias