13.9 C
Puebla
domingo, enero 29, 2023
spot_img

A regañadientes, Eduardo Rivera ofrece disculpas a deudos de Totimehuacan

Más leídas

Tras haberse escondido durante varios días de la opinión pública para evitar ser cuestionado sobre el reclamo de los deudos de cuatro víctimas de homicidio en la junta auxiliar de San Francisco Totimehuacan, el alcalde Eduardo Rivera Pérez, a regañadientes, ofreció una disculpa por haber declarado que los occisos estaban relacionados con bandas criminales y que su muerte había sido provocada por un ajuste de cuentas.

La revictimización del edil a los cuatro habitantes de Totimehuacan −lugar donde recientemente pobladores amagaron con aplicar un toque de queda− ocurrió hasta una semana después desde que el gobernador Miguel Barbosa Huerta reprendió al munícipe por hacer especulaciones sobre el multihomicidio, aun cuando la Fiscalía General del Estado (FGE) no había dado una parte sobre las pesquisas desarrolladas tras el ilícito.

Ayer, Rivera Pérez cambió totalmente el discurso, pues aseguró que en su declaración no se refería a las víctimas, sino que únicamente ofreció una relatoría de cómo pudieron haber ocurrido los hechos.

“Si mi declaración lastimó u ofendió a las víctimas, por supuesto que cabe una disculpa de mi parte, y por supuesto que estaremos esperando que la Fiscalía con la información de investigación de los hechos pueda llegar hasta sus últimas consecuencias y dar con los responsables”, declaró este martes.

La disculpa vino acompañada de la justificación, al señalar que en todo momento dieron acompañamiento a los deudos a través de la Dirección de Atención a Víctimas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, así como proporcionaron a la Fiscalía la información recabada.

Desde el 2 de diciembre, los familiares de Néstor, Octavio, Oscar y Samuel exigieron al munícipe una disculpa por relacionar a los difuntos con bandas delictivas, toda vez que declararon, eran personas honestas y trabajadoras.

“No sabemos qué hay en ese lugar, que incluso ya está con sellos, pero pedimos al presidente municipal Eduardo Rivera, que dé una rueda de prensa y de manera pública se disculpen por haber dicho que nuestros familiares eran de un grupo delictivo”, declararon los familiares a El Sol de Puebla. 

Durante los siguientes días, el edil evitó dar la cara y en su lugar fue el gerente de la Comuna, Adán Domínguez Sánchez, quien precisó que sería la Fiscalía de Puebla la que revelara la información sobre lo ocurrido en la demarcación.

La disculpa del edil ocurrió hasta este martes, es decir, hasta cuatro días después de que los deudos lo exhortaron a retractarse de sus comentarios.

Inclusive, el gobernador Miguel Barbosa, además de condenar la ejecución de las cuatro personas en la colonia Santa Clara La Venta, pidió no adelantar especulaciones sobre el caso hasta tener más indicios de lo ocurrido.

“Es muy pronto de hacer señalamientos de ejecución entre bandas, no lo hagamos hasta que tengamos mayores indicios; es muy raro que grupos de personas en la madrugada estén reunidos y otros grupos de personas armadas disparen contra otros, es muy raro, pero no fabriquemos tesis anticipadas”, indicó el mandatario.

Fue el pasado 29 de noviembre cuando cuatro personas fueron ejecutadas en la colonia La Venta, perteneciente a la junta auxiliar de San Francisco Totimehuacan. Vecinos de la zona escucharon al menos 10 detonaciones con arma de fuego sobre la calle Miguel Hidalgo y Humboldt.

Los cuatro hombres fueron interceptados por un grupo armado en el exterior de la miscelánea “Manolo”, donde a decir de los familiares, el sitio aparentemente es propiedad de una integrante de la planilla de la presidencia auxiliar, quien responde al nombre de Josefina Salas.

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img