11.2 C
Puebla
lunes, febrero 6, 2023
spot_img

Campeón mundial: porque sí y porque no

Más leídas

Llegamos a semifinales de este mundial en Qatar. De los 32, quedan 4 y 3 de ellos con uno o más grandes jugadores; el otro equipo, sin las grandes estrellas, pero con lo más importante: un gran equipo.

A continuación, les daré mi punto de vista de porqué sí pueden ser campeonas y de porqué se pueden quedar en la orilla, en el entendido que Francia y Argentina, al no ser campeones, quedarían en desilusión, palabra antes de fracaso, y Croacia y Marruecos, serían una grandísima novedad. En una quiniela pitera a la cual fue invitado, 18 pusieron a Brasil campeón, 15 a Argentina, siete a Francia, seis a Alemania, uno a Croacia y 0 a Marruecos. Tomando en cuenta estos números, los dos últimos serían la novedad.

Francia.- Tienen a las mejores, individualidad en el ataque y una media cancha muy sólida, con llegada y gol. No todo depende de las escapadas y potencia de Mbappe, Giround tiene gol, Dembele en muy buen momento, Griezmann con mucha experiencia y sacrificio, apoyados por Rabiot y Tchouameni que metió gol a Inglaterra. Equipo muy bueno en lo colectivo y casi en lo individual. Su problema son los centrales y el portero Loris, inseguro con los pies y con poca técnica y decisión en el juego aéreo. Por lo mismo, su final adelantada será contra Marruecos.

Marruecos.- Juegan en equipo los minutos necesarios. En su retroceso defensivo, las tres leonesas están a cinco metros de distancia. Nunca dejan el mano a mano sin tener superioridad numérica en esos enfrentamientos. Al estar tan juntos, el desdoble ofensivo lo hacen de diferentes formas, pudiendo correr por cualquiera de los dos lados o por el centro, con la particularidad que siempre terminan la jugada y les da tiempo para acomodarse. Borraron en este mundial la anarquía que caracteriza a los equipos africanos, a cambio de disciplina de los equipos europeos, pues sus jugadores participan casi en su totalidad a diferentes ligas de Europa. Su gran problema será que Saiss, Aguerd, Mazraoui, su medio Amallah y sus delanteros Ziyech y Boufal, se recuperen de lesiones musculares en tan corto tiempo. Son seis jugadores elementales para lo que vienen haciendo, que se dice rápido: solo un gol admitieron y nadie les ganó un juego.

Argentina.- Poco se puede escribir acerca de Messi. Con más años, pero con más convicción de llegar a la meta. Independiente a esto, tiene el apoyo total de 25 jugadores que su principal objetivo es que Messi sea campeón mundial y ese factor dentro de un equipo pesa mucho. El último ejemplo fue en su partido pasado contra Países Bajos, como sus 10 compañeros se mataron en un 4-5-1 para sacar adelante el juego. Su problema es obvio: como saldrá Messi y que espacios podrá lograr con compañeros como Lautaro, Di Maria, Papú Gómez que no han llegado al torneo y que a la hora de atacar dejan mucho que desear, tanto que ni titulares son.

Croacia.- Tienen a un técnico dentro de la cancha: Lucas Modric. Él marca los ritmos del juego a sus compañeros y si en algún momento se tienen que defender con 10, no lo dudan. Acostumbrados a sufrir los juegos, que no deja de ser un aprendizaje de su propia vida. Su gran problema es la cantidad de minutos que han disputado y que les puede cobrar factura cuando el resultado adverso en el juego, no les dé físicamente para alcanzar al rival.

Yo, si está completo, voy con Marruecos. Me identifico con su juego y con la armonía de todos los integrantes.

spot_img

Más artículos

Últimas noticias

spot_img